CIUDAD DE MÉXICO.- Tarifas eléctricas más competitivas pero la reforma energética en modo alguno se comprometió a bajar los precios de la gasolina, va de acuerdo con las tendencias del mercado, tal fue la exposición de Pedro Joaquín Coldwell de la Secretaría de Energía.

“En el 2015 se señaló que no habría gasolinazos mensuales y a lo largo de ese año no lo hubieron”, agregó durante una reunión de trabajo de la Comisión Permanente del Congreso de la Unión con funcionarios federales y órganos autónomos para explicar la flexibilización de los mercados de gasolinas y diésel.

A pregunta expresa de los legisladores, explicó que una reforma energética del siglo XXI “en ningún país puede ofrecer congelar o bajar los precios de gasolinas”.

De acuerdo con el funcionario federal, “si no va con las tendencias del mercado, sería regresivo desde el punto de vista ambiental, social”, ante los cuestionamientos de senadores y diputados de oposición.

Respecto al caso de las tarifas eléctricas, comentó que para “el 99 por ciento de quienes viven en casas, departamentos, las tarifas se han reducido en poco menos de un 10 por ciento en estos años, con lo que se ha venido cumpliendo con este postulado”.

Joaquín Coldwell indicó que implementar una reforma energética de este calado requiere un tiempo importante de maduración, pero ya se tienen los primeros frutos que son altos índices de transparencia, cuatro licitaciones de contratos de extracción y exploración de hidrocarburos.

Asimismo señaló que el Estado mexicano se llevará en promedio 60 por ciento de las utilidades sin que el Estado corra todos los riesgos y tenga que endeudarse como sucedía con el modelo anterior.

r3