BEIJING.- Oficiales de seguridad y vehículos policiales se encontraban la mañana de hoy frente al ministerio chino de Defensa en el centro de esta capital, luego de la manifestación castrense de la víspera. La vigilancia ante el edificio Bayi, sede también de la Comisión Central Militar, se da luego de que unas mil personas en uniforme militar de faena permanecieron la mayor parte del martes a las afueras de esa oficina, citó la agencia Kyodo.

Imágenes en la red social Twitter muestran a grupos de personas en ese tipo de uniforme, que de acuerdo a algunos reportes de prensa, eran personal en activo que pedía mejor trato así como en retiro con quejas sobre sus pensiones. El sitio especializado globalsecurity.org recordó que el 17 de abril de 2013 China reveló por primera vez el número de sus efectivos: un millón 483 mil miembros repartidos en 18 cuerpos. En 1951 se estimaba que los efectivos del Ejército de Liberación del Pueblo sumaban 6.27 millones, y desde esa fecha ha enfrentado al menos 10 movimientos de reducción. La vez más reciente en que se anunció una nueva reducción fue en septiembre de 2015, cuando se indicó que el número total de efectivos serían reducido en 300 mil elementos.

De acuerdo a la opinión de analistas citados por The Diplomat, el nuevo movimiento obedece a la política de modernización que China realiza de sus fuerzas armadas. En esa ocasión el vocero militar Yang Yujung precisó que el recorte se dirigiría a tropas con armamento obsoleto, personal administrativo así como no combatiente. El 30 de septiembre, el ministerio chino de Defensa reveló que las pensiones de militares con algún tipo de discapacidad, al igual que policías y servidores públicos, se incrementarían 10 por ciento. El mismo incremento se otorgaría a familias de soldados caídos y veteranos. El aumento significaría nueve mil 930 dólares por año para un soldado incapacitado en conflicto, señaló el ministerio citado por la agencia Xinhua.

Notimex/JRGA