CIUDAD DE MÉXICO,- No obstante que en México se dispone de la Ley General para el Control de Tabaco, buscando con ello controlar los efectos nocivos del tabaquismo, la gente en plazas públicas da rienda suelta a su afán por fumar, aunque en lugares cerrados se ha prohibido, no así en las calles donde se advierten a fumadores.

México como el quito país con mayor prevalencia de consumo de tabaco en el mundo, no siempre se respeta la legislación nacional sin importar la prohibición total de la publicidad, promoción y patrocinio de los productos de tabaco.

La conveniencia o no de los nuevos dispositivos antitabaco reúnen en Panamá a 25 países latinoamericanos, que discuten la agenda de la séptima Conferencia de Partes del Convenio para el Control del Tabaco (COP7), que se celebrará en Nueva Delhi (India) del 7 al 12 de noviembre próximo, afirma CDN.

La jefa de la Unidad de Factores de Riesgo y Nutrición de la oficina regional para las Américas de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Adriana Blanco, informó que en la reunión iniciada abordaron la regulación del tabaco, reducción de la actividad de cigarrillos por niveles de nicotina y otras formas de tabaco, explica La Opinión de Panamá.

Para la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la OPS aún no tienen una posición concreta de la seguridad o no, de los productos electrónicos con derivados de nicotina o los que no tienen esta sustancia.

Sus estrategias son impulsar ambientes libres de humo, apoyar a las personas para que dejen de fumar, la inclusión de advertencias en los paquetes de cigarrillo, la prohibición de publicidad, promoción y patrocinio y el aumento del precio y de los impuestos al tabaco.

r3