JERUSALÉN.- La Policía israelí arrestó hoy a nueve personas, entre ellas cinco familiares del conductor palestino que la víspera mató a cuatro soldados e hirió a otros 15 en Jerusalén Este, al arrollarlos con un camión. Las detenciones se llevaron acabo este lunes a primera hora en el barrio Jabel Mukaber de Jerusalén oriental, donde vivía Fadi Qunbar, un palestino de 28 años de edad, que la víspera condujo un camión y embistió a un grupo de soldados israelíes en Armon Hanatziv.

El portavoz de la Policía, Luba Samri, dijo en declaraciones a la prensa que los nueve detenidos, entre ellos los cinco familiares del atacante, fueron trasladados a una comisaría para ser interrogados sobre la mortal embestida. La Policía bloqueó con losas de concreto todas las entradas a Jabel Mukaber para controlar la salida de los residentes del barrio, mientras que oficiales policiales verifican uno a unos los vehículos que buscan salir de la zona, según un reporte de la edición electrónica del Ha’aterz Daily. “Se han establecido barricadas alrededor del área de Jabel Mukaber, como una medida necesaria para evitar que camiones abandonen el barrio. Estamos realizando una serie de inspecciones de diversos vehículos pesados, camiones y tractores”, indicó el vocero.

Durante la noche de domingo y la madrugada de este lunes, agentes policiales recorrieron varias zonas del barrio en busca de los sospechosos y realizaron cateo a varias viviendas, aunque algunos palestinos se resistieron y atacaron con piedras y fuegos artificiales a los uniformados. Las operaciones policiales, extendidas a otros barrios de árabes de Jerusalén oriental, se centraron en la búsqueda de “otros individuos que podrían estar conectados con la planificación del ataque o con el vehículo que fue utilizado”, destacó Samri. La Policía también prohibió a la familia del agresor poner la tienda de luto tradicional de los musulmanes para recibir a los visitantes llegan a expresar sus condolencias por la muerte de Qunbar, quien fue abatido por policías tras perpetrar el ataque.

En tanto, partidarios del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamas) llevaron a cabo este lunes un mitin para ensalzar la muerte de Qunbar y elogiar su acción contra los soldados israelíes. “Bendecimos esta operación de resistencia heroica a la ocupación israelí para obligar a detener sus crímenes y violaciones contra nuestro pueblo”, afirmó Fawzi Barhoum, portavoz del movimiento islamista palestino. Desde octubre de 2015, palestinos han cometido una ola de ataques con armas y puñaladas contra israelíes, en su mayoría policías y soldados, que han dejado 37 muertos, mientras que las fuerzas israelíes han matado a unos 200 palestinos en su intento de llevar a cabo actos similares.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, afirmó la víspera que el agresor palestino era simpatizante del grupo yihadista Estado Islámico (EI) y que actuó inspirado en los ataques cometidos el año pasado en la ciudad francesa de Niza en julio y en Berlín en diciembre. Sin embargo, esta no es la primera vez que se registran en Israel este tipo de ataques. En octubre de 2014, un palestino embistió su coche contra una multitud en una estación de tren en Jerusalén, matando a dos civiles.

Notimex/JRGA