GINEBRA.- Las imágenes de satélite del ataque contra un convoy de ayuda humanitaria el mes pasado en la ciudad siria de Alepo muestran que se trató de un ataque aéreo, informó hoy Naciones Unidas, aunque expertos independientes aseguran que fue un “montaje”. “Nuestro análisis ha permitido determinar que fue un ataque aéreo y pienso que hay varias otras fuentes que indican lo mismo”, señaló Lars Bromley, asesor del programa satelital UNOSAT de las Naciones Unidas, en conferencia de prensa en Ginebra.

Al mostrar una serie de imágenes del lugar preciso donde el convoy compuesto por 31 camiones -de los que 18 fueron destruidos- fue atacado el pasado 19 de septiembre, el experto explicó que la naturaleza del ataque puede determinarse por el tipo de impacto. “En el caso de ataques aéreos, lo que normalmente se observa es el tamaño del cráter y su naturaleza”, precisó.

En las imágenes se observa primero una ruta sin daños por la que debía pasar el convoy y edificaciones a ambos lados, mientras que una imagen posterior muestra exactamente el mismo lugar, pero con tres grandes cráteres en la carretera. Tras el ataque de la caravana, que dejó 20 muertos, Estados Unidos acusó a Rusia al señalar que dos de sus aviones sobrevolaban la zona cuando ocurrió el hecho, pero Moscú negó su implicación y aseguró que el convoy se incendió, probablemente por fuego de artillería terrestre. El experto resaltó que cualquier evidencia de que el bombardeo fue aéreo implicaría la responsabilidad de las fuerzas gubernamentales sirias o de la aviación rusa que brinda apoyo desde hace un año, ya que los grupos rebeldes no cuentan con aviones.

Foto: Twitter
Foto: Twitter

Durante su exposición, Bromley también mostró imágenes de satélite de distintos distritos de Alepo captadas entre el 18 y el 30 de septiembre, periodo en el que se reanudaron los bombardeos y combates, tras una semana de tregua negociada por Estados Unidos y Rusia. Las imágenes muestran siempre los mismos lugares antes y después de los bombardeos, evidenciando la enorme destrucción sufrida en barrios residenciales, recintos escolares e instalaciones industriales.

Foto: Twitter
Foto: Twitter

De forma paralela, un informe de expertos independientes para el Grupo Internacional de Apoyo a Siria reveló que el ataque contra la caravana humanitaria de las Naciones Unidas y la Media Luna Roja Siria fue “una simulación bien planificada”. “Se puede llegar a la conclusión de que se trata de un montaje bien planificado o un ataque simulado”, señala el documento a disposición de la agencia rusa de noticias Sputnik. Los expertos analizaron las fotos y videos difundidos por los medios, así como un video grabado por un avión no tripulado de las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia que acompañaba al convoy.

Las fotografías muestran que la cabina de uno de los vehículos del convoy quedó ilesa y “no tiene señales de una explosión cercana, no hay huellas de astillas o brechas, sólo resultó dañada”, indicó. Además, según el informe, el daño a los camiones no corresponde a aquel que se produce durante un ataque aéreo: la onda expansiva habría volcado a los camiones y cajas con la carga. El pasado 19 de septiembre un convoy humanitario fue atacado en las inmediaciones de la localidad de Urm al Kubra, situada al suroeste de la ciudad de Alepo, causando al menos 20 muertos y destruyendo 18 de los 31 camiones que formaban parte de la caravana.

NOTIMEX/JRGA