BERLIN,-  Los contribuyentes en Alemania tendrán la oportunidad de ahorrar hasta 6.300 millones de euros anuales porque el Gobierno de Alemania ha aprobado en consejo de ministros una rebaja fiscal que se aplicará en forma progresiva en los próximos dos años, informa un comunicado.

La disposición tendrá que ser aprobada por el Parlamento germano, contempla que en 2017 los contribuyentes ya pueden ahorrarse 2.000 millones de euros, cifra que en 2018 se incrementará hasta los 6.300 millones anunciados.

En concreto, incrementará los ingresos exentos de tributación en 168 euros en 2017, hasta los 8.820 euros, y en otros 180 euros en 2018, hasta los 9.000 euros. Además, la cantidad deducible por hijo aumentará en 108 euros en 2017 y en 72 euros en 2018, año en el que alcanzará los 4.788 millones de euros.

El ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble, ha asegurado que las familias y los contribuyentes pueden confiar en sus promesas y ha remarcado que estas medidas fortalecen la economía doméstica y, por lo tanto, también el crecimiento de Alemania.

En esta línea, el Ejecutivo de Angela Merkel también ha decidido elevar dos euros tanto en 2017 como en 2018 la asignación mensual por hijo, que en el caso de los dos primeros descendientes subirá a 192 euros este año y a 194 euros el próximo.

Asimismo, el Gobierno también ha aprobado deflactar los umbrales del impuesto sobre la renta para evitar que una subida de los precios y su reflejo en salarios suponga a los contribuyentes tener que pagar más impuestos.

europapress/r3