VIENA,- Con objeto de estabilizar el mercado petrolero y fomentar la recuperación de los precio, hoy entró en vigencia un acurdo alcanzado entre la OPEP y países externos para reducir la producción diaria de crudo en un millón 758 mil barriles.

Una duración de seis meses alcanzará el acuerdo pactado el 30 de noviembre en Viena, Austria, entre los miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), pudiera ser prorrogable por un periodo similar.

Los países que controlan el 60 por ciento de la producción mundial del crudo acordaron reducir el bombeo de petróleo en 1.2 millones de barriles diarios, para fijar un tope conjunto de producción de 32.5 millones de barriles.

Tras ese acuerdo, 11 países ajenos de la OPEP (Azerbaiyán, Bahréin, Brunéi, Guinea Ecuatorial, Kazajistán, Malasia, México, Omán, Rusia, Sudán, y Sudán del Sur) se comprometieron a sacar del mercado 558 mil barriles diarios, para llegar a un recorte petrolero mundial de un millón 758 mil barriles diarios.

Tras la entrada en vigencia del acuerdo, se prevé que en 100 días el mercado dejará de recibir alrededor de 180 millones de barriles diarios, lo que permitirá reducir el exceso en los inventarios y repuntar los precios del crudo.
r3