ESTADOS UNIDOS.- El poderoso huracán Matthew, es la última de las megatormentas en azotar el continente americano. El fenómeno ha obligado las mayores evacuaciones en Estados Unidos desde que Sandy azotó la costa atlántica de esa nación en 2012.

Los gobernadores de las Carolinas, y Georgia también han declarado el estado de emergencia en prevención ante la llegada del meteoro.

El continente americano, es proclive a sufrir los embates de estos fenómenos climáticos, por lo que presentamos algunos de los más mortíferos de las últimas dos décadas:

2013, México: Manuel e Ingrid

A mediados de septiembre las tormentas Manuel en la costa del Pacífico e Ingrid en la costa atlántica del Golfo de México causaron lluvias torrenciales que azotaron a 22 de los 32 estados mexicanos. Al menos 157 personas murieron y 1, 7 millones quedaron sin hogar.

2012, Estados Unidos: Sandy

El 29 de octubre, el huracán Sandy golpeó al estado de Nueva Jersey antes de atravesar la ciudad de Nueva York, con vientos de fuerza huracanada en una región densamente poblada. Dejó alrededor de 200 muertos, incluyendo 40 en Nueva York, provocó inundaciones masivas y la infraestructura en ruinas. Antes de golpear Estados Unidos, había azotado el Caribe, provocando 54 personas muertas en Haití y 11 en Cuba.

2008, Haití: Hanna

El 3 de septiembre, el huracán Hanna golpeó la isla dejando al menos 500 muertos. El paso sucesivo de las tormentas Fay, Gustav, Hanna e Ike dejó 1.100 muertos y desaparecidos en el espacio de un mes.

2005, Estados Unidos: Katrina

Más de 1.800 personas murieron a lo largo de la costa del Golfo de Estados Unidos entre el 29 y el 30 de agosto, cuando el huracán Katrina tocó tierra. Un millón de personas fueron desplazadas y el costo financiero superó los 150.000 millones de dólares.

2004, Haití: Jeanne

Las inundaciones causadas por el huracán Jeanne entre el 17 y el 19 de septiembre dejaron más de 3.000 muertos y 300.000 personas sin hogar.

1998, América Central: Mitch

Entre el 26 de octubre y el 5 de noviembre, el huracán Mitch causó más de 9.000 muertos y desaparecidos y 2, 5 millones de personas quedaron sin hogar, la mayoría en Honduras y Nicaragua, dos de los países más pobres de América Latina. Fue acompañado con la erupción de un volcán en el noroeste de Managua.

jcrh