MÉXICO.-  La ola de saqueos y actos vandálicos, tiendo como “pretexto” manifestarse contra el aumento del 20% en el precio de las gasolinas, ha traído como consecuencia, el nacimiento de grupos de autodefensas de comerciantes y pobladores, a fin de defenderse y cuidar su patrimonio.

Así, se tienen reportes en la Ciudad de México, Veracruz, Puebla, Hidalgo de estos grupos civiles, los cuales están intentando imponer el orden ante la inacción mostrada al momento, por el Gobierno federal.

Los primeros “arrestos civiles”, tuvieron lugar en el Cerro del Chiquihuite, en el Estado de México, donde los locatarios llamaron a la policía y los apoyaron en sus tareas de vigilancia empuñando palos y tubos. En Veracruz e Hidalgo, los frustrados ladrones resultaron seriamente golpeados y fueron exhibidos públicamente.

Por ejemplo, en la Ciudad de México, en la Calzada México-Tacuba, epicentro de los enfrentamientos del miércoles entre policías y una veintena de jóvenes que quisieron aprovechar las protestas contra el gasolinazo, los dueños de negocios pequeños utilizan silbatos, mensajes de texto y hacen rondines para prevenir la llegada de nuevos ladrones.

En Puebla, las redes sociales —las mismas que fueron utilizadas por quienes llamaron a la violencia— sirvieron de herramienta para organizar las autodefensas mercantiles.

Veracruz, específicamente en los mercados Hidalgo y Malibrán, ubicados en el corazón del puerto, los dueños de locales lograron detener a un par de jóvenes que preparaban robos. Los saqueadores, luego de dos días de impunidad, no previeron que los locatarios los esperaran con machete en mano y alertas que desencadenaban la cacería de los rijosos.

En Hidalgo, en el área de Tula, se presentó una “aprehensión civil” similar. También con golpes al frustrado saqueador. En el mismo estado, los pobladores del pueblo de Tasquillo fueron más radicales: cerraron completamente los accesos y avisaron que cualquier ladrón que quisiera aprovechar las protestas contra el gasolinazo, sería objeto de golpes antes de ser entregado a la autoridad.

con información de agencias y Crónica

jcrh