CIUDAD DE MÉXICO.- El Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres) indicó que el Estado mexicano tiene desafíos urgentes por atender en el ámbito político, al señalar que falta incorporar la paridad vertical y horizontal en el quehacer público del país.

En la conmemoración del 63 Aniversario del Voto de las Mujeres en México, el instituto expuso que también falta impulsar el acceso de ese sector de la población a gubernaturas y presidencias municipales, así como en todos los espacios de toma de decisiones y, por supuesto, legislar en materia de violencia política hacia ellas.

Aseguró que la violencia política se constituyó como una problemática que dificulta e impide el pleno desarrollo de la participación política de ese sector de la población.

A pesar de conseguir el reconocimiento en la legislación hace más de seis décadas, apuntó, las mujeres continúan la lucha por sus derechos político electorales y aspectos tan importantes como el acceso a la salud, educación, trabajo remunerado, eliminación de todo tipo de violencia y discriminación, entre otros.

Por ello, el organismo federal refrendó su compromiso para acelerar el trabajo conjunto para consolidar una democracia incluyente, a fin de fortalecer la labor a favor de la igualdad sustantiva entre mujeres y hombres en todos los ámbitos de la vida pública y privada.

Resaltó que es en los espacios de toma de decisiones donde puede incidirse con mayor fuerza para generar los cambios sustantivos que necesita la sociedad.

con información de Notimex

jcrh