MÉXICO.-  2016 se ha colocado como uno de los peores años para el ejercicio del periodismo en México, con un total de 11 comunicadores asesinados en lo que va del año. De hecho según indican cifras de la Comisión de la Libertad de Prensa e Información de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), cada 22 horas un periodista o medio de comunicación es agredido.

Como ha ocurrido en los últimos meses, el estado de Veracruz encabeza las agresiones, con 69 víctimas; le sigue la Ciudad de México, con 67 casos; Guerrero, 57; Puebla, 39, y Oaxaca, 37, con lo cual se concentra 66% de las agresiones en cinco entidades.

Por lo que corresponde el continente, en lo que va del año, ha tenido lugar el asesinato de 20 periodistas. México está a la cabeza con 11 muertes, cuatro, en Brasil; en Guatemala, dos, y uno por País en Venezuela, El Salvador, y Estados Unidos.

Además, la SIP señaa que Internet es una nueva arma para amenazar periodistas en México, “a través del hostigamiento, acoso, amenazas, campañas de desprestigio con fuerte connotación sexual y fotomontajes difundidos con la intención de estigmatizar a la víctima.

“En un ambiente de guerra como el que se vive en Veracruz, Guerrero, Tamaulipas, Coahuila y en la mayor parte de los estados, la tarea de la prensa resulta molesta para los gobiernos estatales y municipales, y para los capos de las drogas que necesitan corromper a esas mismas autoridades”, refiere el informe de México.

En un ambiente de guerra como el que se vive en Coahuila, Veracruz, Guerrero y Tamaulipas y en la mayor parte de los Estados, la tarea de la prensa resulta molesta para los Gobiernos y para los capos de las drogas que necesitan corromper a esas autoridades”.

En los trabajos de la 72 Asamblea General de la SIP, la presidencia de la Comisión de la Libertad de Prensa e Información emitió un pronunciamiento en el que lamentó que lo que va de 2016 sea “un periodo grave de desafíos en el hemisferio”.

Advirtió “una regresión indudable en los niveles de libertad de expresión en el continente durante 2016”, en la que se conjugan la crudeza de los atentados y la diversidad de las agresiones y hostigamientos contra periodistas y medios de comunicación.

con información de agencias y la SIP

jcrh