MIAMI, FLORIDA.- Joven, francés, expeditivo y seguro, Patrick Foret -director de las Iniciativas de Negocios de Art Basel, la feria de arte más importantes del mundo- brindó una entrevista exclusiva a Clarín en Miami sobre el acuerdo alcanzado con el gobierno porteño para desarrollar el programa Basel Cities.

Comentaba: “Al principio Buenos Aires no estaba en nuestra lista de ciudades ideales. Pero desde el gobierno de Buenos Aires fueron muy persistentes. Entonces hicimos una investigación, porque queríamos tener la seguridad de que, si vamos a hacer algo con Buenos Aires, exista allí una buena escena para las artes, una escena de calidad, con un ecosistema bueno para los artistas”

-De qué otras cosas querían estar seguros?

– De cosas básicas: que la ciudad tiene un buen aeropuerto, buenos hoteles, etc. Pero sobre todo de que hubiera apoyo del gobierno local a las artes y la cultura y sponsors que apoyaran el arte. Estuvimos estudiando todo esto y luego de que estos puntos cumplieran las expectativas iniciamos una conversación.

-Qué tiene que tener una ciudad para ser socia de Art Basel?

-Ambición política, un buen grupo de coleccionistas y al menos una feria de arte establecida. En Buenos Aires, después de todo esto las conversaciones fueron muy rápidas porque había un compromiso muy grande por parte del gobierno municipal.

-¿Que se sabe por ahora del programa de Art Basel Cities?

-En cada ciudad por la que pasamos decidimos explorar. Hablamos con artistas, coleccionistas, agencias de gobierno, estas conversaciones tienen como finalidad saber cuáles son las fortalezas, cuáles las debilidades, cuáles los puntos flacos y cuales las oportunidades. Es un proceso formal en el que gastamos un montón de tiempo. Luego definimos cuáles van a ser los objetivos del programa que vamos a desarrollar con esa ciudad.

-¿Cómo será el programa de Art Basel Buenos Aires? ¿Cómo van a desarrollarlo?

-En el caso de Buenos Aires podemos ver que el país está saliendo de un período de somnolencia, digamos. Nuestra idea es no sólo difundir y comunicar la escena vibrante de Buenos Aires sino también promocionar el nombre de la ciudad junto al nombre de Art Basel. Es decir, promocionar una sociedad y promover la ciudad ante nuestros coleccionistas y nuestras redes.

-¿Qué esperan conseguir con el programa?

-Uno de los objetivos máximos que tenemos es lo que llamamos “amplificar”: esto es, comunicar por todos lados, a nuestras audiencias, lo que pasa en Buenos Aires. Otro objetivo es celebrar el arte local realizando eventos. Pero también queremos, por ejemplo, dejar a las ferias locales con nuevos clientes, nuevas alianzas.

-¿Qué duración tendría?

-Pensamos en tres años. Después de eso revisitamos los objetivos y vemos si se cumplieron. Queremos crear un programa de largo aliento, con impacto positivo en lo cultural pero también en el área económica de la ciudad. También estamos pensando en qué artistas, curadores y organizaciones (nacionales e internacionales) van a estar envueltas en esto.

-¿El programa tiene un precio que el gobierno paga por los servicios? ¿Cuánto es?

-Sí, tiene un precio, pero eso está en negociación. Todavía no lo sabemos.

Mercedes Pérez/El Clarín