AUSTRIA.- La Johammer J1, es una motocicleta crucero como ninguna otra. Diseñada y fabricada en una pequeña planta austriaca cerca de la frontera checa, su singular forma ha sido comparada con la de un cacahuate gigante, un avión Junkers de preguerra o incluso a un corcel de justas medievales.

En términos generales, podemos decir que su extravagante diseño parece más apropiado para la sala de estar de una casa que para tenerla en el estacionamiento. Sin embargo, un estudio más profundo de este vehículo, nos indica que entre sus bondades, figura el funcionar como batería para almacenar energía en casa, cubriendo las necesidades del hogar hasta por dos días.

Dispone de un motor de 11 kW con una batería de 12,7 kWh que se carga totalmente en tres horas y media y proporciona 200 km de autonomía a una velocidad máxima limitada a 120 km/h. La vida útil de sus  baterías  es de alrededor de 200.000 km o 4 años, con una capacidad residual de al menos el 85%.

La Johammer J1, es resultado de los esfuerzos de Johann Hammerschmid, fundador de Johammer e-mobility GmbH.

Desde que el modelo fue presentado a fines de 2014, unas 60 Johammers corren por Europa. Si bien es la primera motocicleta eléctrica en cubrir más de 300 kilómetros con una carga única, lo que viene después podría hacerla aun más revolucionaria… como ya señalamos, es capaz de fungir como almacén de batería detrás de paneles hogareños de energía solar.

Hoy en día, la Johammer J1 está disponible por 22.900 euros para la versión de 8.3 kWh, y 24.900 euros para la de 12.3 kWh.

con información de Johammer e-mobility

jcrh